«Mi Navidad»

0
Pablo Fernández López Peláez, capellán Hospital Rey Juan Carlos Móstoles.

Me dirijo a todos aquellos que un año mas habréis puesto o pondréis vuestro Nacimiento o portal de Belén.

De pequeño recuerdo con mucho cariño un cuento que leíamos en el colegio de un libro que se llamaba ‘Senda’. ¡Os lo comento por si alguno se acuerda! En este cuento los personajes se hacían “figuritas del portal de Belén” e iban explicando la Navidad.

Con esta idea de fondo, estas Navidades nos acercarán aún más a la verdadera y única Navidad que vivió la Sagrada Familia y a cuantos estuvieron en ese misterio de cerca. Porque no podremos reunirnos como todos los años por las circunstancias que todos conocemos.

Tal vez sea el matrimonio el que tenga que vivir la Noche de Navidad en soledad…Pues os animo a que esa noche, cojas al niño Jesús de tu portal y lo lleves a vuestra habitación, hacerle la camita y que duerma con vosotros mientras le pedís a ese Niño por vuestro niño o niña que no puede estar con vosotros. Si es al revés, que no puedas estar estos días con tus padres ¡Haz lo mismo Con tu San José y la Virgencita de tu Nacimiento!

Puede que estos días no puedas quedar con el novio o la novia y que te dolerá, pues métete en el “portalico”, háblale a María de tu novia o a San José de tu novio.

¡En el Portal de Belén no había más que tres personas en soledad pero mirando a la eternidad!

qué momento mas hermoso para dejar pasar a José y María embarazada y poder decirles “¡pasar que hay sitio!»

Es obvio que estas Navidades, tu Herodes será esta misteriosa pandemia que se ha llevado y se llevará por delante durante estos días santos a tantos inocentes por los que un año más lloraremos su ausencia. ¡Es que Herodes también hizo lo mismo en la Navidad!

Es indudable que estas Navidades al contrario que la Navidad, nuestras posadas estarán vacías; qué momento mas hermoso para dejar pasar a José y María embarazada y poder decirles “¡pasar que hay sitio!» ¡Qué hermoso hacer realidad esto! Una Navidad en que hay posada para ELLOS.

Otros, me incluyo, pasaremos la Noche Buena trabajando. Gracias a nosotros una Navidad más podremos llevar la alegría a los que tengamos que atender como esos ángeles del Portal; pues entonemos ese Hosanna que sin duda tanto le gustará al recién nacido, que es Dios.

Y el día de Reyes, pues hagamos de magos haciendo llegar con el mismo cariño nuestros paquetes que gracias a Dios habrá personas haciendo realidad eso de ser magos.

Todo esto no es un “relato bonito”, va a ser realidad y puedes “ser figurita” de esta realidad.

¡Esta Navidad puede ser tu Navidad!

Pablo Fernández López-Peláez (capellán Hospital Rey Juan Carlos de Móstoles)

Dejar respuesta

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre aquí