Madrid incrementa en más de 1.000 su número de voluntarios

0

rp_Voluntarios-Banco-de-Alimentos-de-Villaviciosa-e1416305544531-160x150.jpgLa Comunidad ha registrado en los últimos años un aumento del 19 por ciento del número de alumnos de la Escuela de Voluntariado de la región, pasando de 5.372 alumnos en 2014 a los 6.387 alumnos que se formaron en el pasado año.

Según datos del Gobierno regional, ese centro ha formado a 51.000 personas en 20 años.

La mentalidad altruista aumenta en la Comunidad de Madrid, tal y como demuestran esta cifras que también reflejan la importante labor formativa que realizan desde la Escuela de Voluntariado de la región, un centro pionero que ofrece formación, encuentro, reflexión y estudio para todos los ciudadanos, entidades sociales y empresas que participan o quieran participar en acciones de voluntariado.

Más de 2.500 personas han participado, a lo largo de 2016, en los distintos cursos de formación y se han impartido más de 1.100 horas lectivas, tanto a nivel presencial como a través de la formación web que oferta la Escuela de Voluntariado. Dispone de cuatro áreas de formación (social, medioambiental, gestión de organizaciones, cultura y deporte) y tutorías individualizadas.

Además, los cursos que se imparten están adaptados para personas con discapacidad, gracias a la colaboración con entidades como Plena Inclusión Madrid o Fundación Síndrome de Down, con el objetivo hacer más accesible el material de los cursos. El pasado año, el 8,5% de los alumnos de la fueron personas con algún tipo de discapacidad.

“Desde 1996, la Comunidad de Madrid ha sido pionera en la formación de los voluntarios, desarrollando diferentes acciones formativas y a la vanguardia de la innovación social”, destacó el consejero de Políticas Sociales y Familia, Carlos Izquierdo, durante la presentación del balance de la Escuela de Voluntariado, que este año cumple su vigésimo aniversario.

El Gobierno regional está trabajando en la elaboración de la Estrategia Madrileña de Voluntariado, que va a potenciar el carácter transversal del desde diferentes ámbitos: educativo, medioambiental, cultural, social, y corporativo dentro de la propia Administración. Contempla también la utilización de nuevas herramientas relacionadas con las nuevas tecnologías para acercar el voluntariado a los madrileños, a través de aplicaciones móviles, cursos interactivos, seminarios web, etc.

Dejar respuesta

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre aquí