«Chocolate»: «Ha sido mi bautismo de sangre»

0

Juan José Bellido Chocolate

El novillero villaodonense, Juan José Bellido “Chocolate”, ya se recupera en casa de las graves heridas sufridas durante el festejo que se celebró el pasado sábado en la localidad segoviana de Ayllón.

Juan José resultó corneado en el cuello durante la lidia del primer novillo de su lote. El cuerno del astado le desgarró el músculo esternocleidomastoideo, le disecó la arteria carótida y la yugular interna. La rápida intervención del cirujano de la plaza, el doctor Pablo Vázquez, así como el posterior traslado en helicóptero al hospital Clínico de Valladolid resultaron ser decisivas para ahora no tener que lamentar consecuencias mayores.

En declaraciones a Mundotoro, el novillero relató cómo vivió los dramáticos momentos de la cogida: «De capote el novillo ya salió descoordinado. Ya en la faena, se me coló en el segundo muletazo y no tuve opción a escaparme. Fue al caer en el suelo cuando me pegó las dos cornadas en el cuello. Cuando vi que la sangre era mía pasé mucho miedo, porque no sabía la gravedad ni el alcance y eso te asusta mucho, mucho. Hasta que no llegué al hospital no me quedé más tranquilo».

El villaodonense continuó «ha sido mi bautismo de sangre. En todo momento fui consciente de que llevaba una cornada en el cuello. Fue muy dura la espera. Hasta que llegó el helicóptero se me hicieron los 25 minutos más largos de mi vida», explicó.

Apoyo de su familia

Sus familiares han estado junto a él en todo momento. Su padre, Juan Bellido, subalterno durante muchos años de profesión, ha atendido las innumerables llamadas de vecinos, amigos y medios de comunicación interesándose por el estado de salud de su hijo.

En la tarde de ayer su voz denotaba un estado de ánimo más apacible, tranquilo y relajado al ver a su hijo en casa deseoso de recuperarse por completo. “Gracias a Dios lo tenemos con nosotros, es un milagro”, asevera. Ahora, según dice, debe esperar a que en unos cuantos días le quiten los puntos y mientras tanto tendrá que seguir haciéndose curas para evitar posibles infecciones. “Por fortuna creemos que la secuela más importante que le va a quedar es una llamativa cicatriz”, concluye satisfecho.

Hay que recordar que «Chocolate» toreó en las pasadas fiestas de Villaviciosa de Odón, donde salió por la puerta grande.

Texto: redacción/prensa Ayto.

Foto: archivo.

Compartir

Dejar respuesta

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, escribe tu nombre aquí